…Por  Egle Dezerega

En algún momento, en alguna de nuestras materias hemos aprendido esta Ley, pero me pregunto, ¿la comprendemos?

A veces nos referimos a ella siempre desde un punto de vista físico o solo vagamente como referencia a algo que puede devolverse, generalmente a otro más que a nosotros.

Hace aproximadamente unos dos años quedé enormemente sorprendida al leer un documento que por primera vez en mi experiencia me explicaba esta Ley referida a nuestros pensamientos, sentimientos y acciones, ambos, individual y colectivamente.

En un momento en el que éste Ser hablaba de lo cómodo que era ir al Supermercado y abastecerse de comida, sin necesidad del enorme esfuerzo físico que significa partir de una semilla, que puede o no germinar, con un conocimiento que hemos perdido, … y este Ser preguntaba si alguna vez hemos agradecido al ser humano, o al conjunto de seres humanos que han puesto sus capacidades creativas al servicio de los demás para aportar mayor confort y facilitar las necesidades de abastecimiento que tenemos como grandes metrópolis.

Bueno, me quedé de una pieza porque más bien cada vez que entraba a un supermercado opinaba por algo que no me parecía bien.

En ese momento commencé a ver cómo en esta malla creativa que nos encontramos, HAY MUCHO QUE AGRADECER! a todos aquellos que dan sus esfuerzos para producir mejoras de bienestar para todos.

Comprendí profundamente la relación entre la Ley de Causa y Efecto, y el Gran Poder del Agradecimiento como frecuencia vibratoria, que al ser emitida puede vencer el Efecto de nuetros errores creativos. Y la profunda relación que existe en la Ley de Causa y Efecto y lo que los orientales llaman karma.

 

Mediale

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here