El Yoga Iyengar fue desarrollado por el yogui B.K.S. Iyengar. En este sistema de enseñanza se trata de buscar la perfección en las posturas para conseguir el equilibrio total y permanecer en cada asana un determinado tiempo para incrementar el poder terapéutico de la misma. Otra de las características del Yoga Iyengar es la de usar paredes, espaldares, cinturones, bancos, columpios y caballetes con el fin de ayudar al practicante a lograr el objetivo de esta disciplina.

¿En qué se diferencia el Yoga Iyengar de otros estilos de Yoga?

Todos los estilos de Yoga derivan del Hatha Yoga, pero cada uno se acentúa en un aspecto distinto. Este método por ejemplo, se basa en la alineación estructural corporal mediante el desarrollo de las posturas, teniendo como objetivo unir el espíritu, la mente y el cuerpo, para mejorar el bienestar y la salud. Otros estilos se acentúan en la respiración, la meditación o en el canto de mantras.

En el Yoga Iyengar se enfatiza en la duración de las asanas que por lo general son más largas que otros estilos, dado que el practicante debe moverse lentamente de una pose a otra pose y después descansar inhalando y exhalando varias veces. Este método es ideal para aquellos que recién se inician en el Yoga y para los que estén cursando un tratamiento de recuperación de algún tipo de lesióninterna o externa.

Beneficios del Yoga Iyengar

  • El primer principio del Yoga Iyengar, denominado Yama (control), se encuentra ligado con la abstinencia de deseos e impulsos materialistas que no son necesarios para llevar una vida digna. Además, se basa en no dañar al prójimo de manera intencional, ni con la palabra, ni con la acción, ni con el pensamiento.
  • El segundo principio, llamado Niyama (autorregulación), se basa en limpiar la mente y el organismo de todas las preocupaciones ocasionadas por no haber podido cumplir algún deseo.
  • El tercer principio, hace hincapié en la práctica de asanas que ayuden a incrementar la flexibilidad, la fuerza y el combate contra cualquier dolor o sufrimiento que nos aqueje.
  • El cuarto principio, conocido como Pranayama (respiración consciente) , se basa en respirar profunda y pausadamente para desestresar la mente y liberar tensiones.

En la práctica del Yoga Iyengar existen asanas beneficiosas para diversos trastornos o enfermedades como la ansiedad, el dolor de espalda, la hipertensión arterial, el insomnio, la anemia y problemas hormonales, entre otros. Cabe destacar que es mejor llevar a cabo esta disciplina con un profesor altamente cualificado para solucionar esos problemas.

Mediale

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.