Para evitar la taquicardia es muy importante aprender a relajar nuestro cuerpo para compensar las situaciones de estrés y centrarnos unos minutos al día en respirar profundamente para oxigenar bien nuestro organismo.

Por momentos el corazón parece quererse salir del pecho sin razón alguna y te ataca el miedo de estar sufriendo un infarto. ¿Serán los nervios? ¿Será un indicador de alguna enfermedad seria?.

¿Qué es la taquicardia?

La taquicardia es un aumento de la frecuencia cardíaca, debido a la contracción acelerada de los ventrículos. Los latidos del corazón, que oscilan normalmente entre las 60 y las 100 palpitaciones por minuto, llegan a alcanzar valores por encima de 100. Puede aparecer normalmente a consecuencia de impactos emocionales, luego de la realización de ejercicios intensos o  debido a trastornos del sueño. Sin embargo, cuando es un fenómeno que ocurre en reposo y con regularidad  puede afectar a la salud. Durante un episodio de taquicardia puedes experimentar pánico, náuseas, vértigo, dificultades respiratorias y sudoración.

¿Qué debemos hacer en caso de sufrir de taquicardia?

Ante estos ataques es recomendable acudir a un médico especialista para averiguar su causa. Pueden estar relacionadas con alteraciones nerviosas pero también podrían representar trastornos coronarios u otras patologías graves.

Causas de la taquicardia

La taquicardia es más frecuente en las mujeres que en los hombres. y puede deberse a diferentes causas:

  • Hipertensión arterial.
  • Enfermedad cardiaca.
  • Enfermedad coronaria.
  • Infecciones.
  • Enfermedades pulmonares.
  • Insuficiencia renal.
  • Estrés.
  • Abuso de alcohol o drogas.
  • Tabaquismo.
  • Abuso de cafeína.
  • Emociones fuertes.
  • Ingesta excesiva de cafeína.

Síntomas de la taquicardia

La taquicardia con lleva la aparición de síntomas específicos, tales como:

  • Mareos.
  • Sensación de ahogo o dificultad respiratoria.
  • Debilidad repentina.
  • Temblor en el pecho.
  • Vértigo.
  • Síncope.

La taquicardia puede aparecer de manera esporádica u ocasional, pero también de forma frecuente, en cuyo caso puede ser un síntoma de una enfermedad tan seria como la arritmia y, por tanto, habrá que consultar con el médico para que este precise el correspondiente diagnóstico y tratamiento.

Ahora que ya sabes reconocer este trastorno te propondremos algunos métodos para prevenirlo.

¿Cómo prevenir y controlar la taquicardia?

Fitoterapia: La fitoterapia se basa en el uso de plantas medicinales para aliviar diferentes afecciones. Cuando sufras estas molestas palpitaciones es recomendable utilizar el aceite esencial de plantas con propiedades relajantes como la melisa o valeriana. Tambiés puedes tomar una infusión de espino blanco, una planta excelente para tratar problemas cardíacos y circulatorios.

Una alimentación rica en potasio: En todo tratamiento natural debemos tener muy en cuenta la alimentación. El potasio juega un papel importante en la contracción muscular y la regulación de la actividad neuromuscular. Es un nutriente que se incorpora a través de la dieta. Los alimentos que pueden contribuir particularmente al aumento del potasio en el organismo son las nueces, el aguacate, la soya, los plátanos y las judías. También debes evitar el consumo de estimulantes como el café, el tabaco y el alcohol, los cuales aumentan la frecuencia de los latidos del corazón.

Relajación y placer: Evita las situaciones estresantes o intenta compensarlas con actividades relajantes y placenteras: disfruta de un día en la playa, visita a los amigos o simplemente asiste a esas clases de yoga que tanto deseabas. Mima tu corazón y evitarás sufrir de taquicardia.

Mediale

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.